Vino con sabor a fiesta – La Redonda

blog_vq_1El 20 y 21 de julio fuimos invitados a la Fiesta de la Vendimia en Viñedos La Redonda, entre Tequisquiapan y Ezequiel Montes, sin duda una de las mejores fiestas del año.

Desde cuando íbamos llegando te dabas cuenta de la magnitud del evento pues siendo aún temprano ya había una cantidad considerable de personas, lo que auguraba un gran festejo. El viñedo es de muchas hectáreas y las viñas de varios tamaños y edades y todo está rodeado de caminos bien marcados adornados con árboles y buganvilias. Al llegar a la Fiesta, eres recibido con una copa de vino de la casa en un patio estilo antiguo muy bonito donde podías pasar a conocer parte de las instalaciones donde se produce el vino.

blog_vq_la_redomda_4La fiesta estaba acomodada como una gran “L”, donde había al menos 4 ó 5 carpas y varias zonas para comer dentro de éstas, cada una con diferentes tipos de música y eventos en vivo por su parte. Mientras en un

La variedad en la comida tampoco fue poca, sino todo lo contrario, había hamburguesas, cabrito, carne asada, conejo asado, chorizo, barbacoa, empanadas, pizza, queso, pan, cocina española, ensaladas 

blog_vq_la_redomda_3

y unos mariscos asados que se veían poco más que espectaculares… todo acompañado por los 23 vinos diferentes de la Redonda.  Podías sentarte a comer cualquier delicia resguardado del sol en una de las carpas o a la sombra de un árbol al aire libre, o sentado en el pasto en un jardín muy bonito cerca de un quiosco, donde había unas mesas “chaparras” para quienes preferían el estilo picnic.lugar había mariachi animando la fiesta, en otro había una pasarela con ropa de verano y modelos muy guapas; más tarde, mientras en un lugar había una música prehispánica que puso a bailar a la gente, en el otro, había un grupo de tango más suave, acogedor y sobretodo más personal; toda la música era de una calidad notoria.

blog_vq_la_redomda_2

El pisado de las uvas que era una de las experiencias más llamativas -bien pensado- se realizó en varios puntos del lugar, habiendo específicamente 4 de estos y uno exclusivo para niños, lo que hacía que todos pudieran participar en la costumbre sin mayores contratiempos, así, los adultos se divirtieron como niños y los niños a lo grande. Pero para los niños, el pisado no fue la única diversión, había juegos, pintado de botellas y también de cara; aparte de que aventarse agua en la fuente es algo que siempre les llama la atención. Para quienes no deseaban sentarse todo el tiempo hubo recorridos por la colección de cactus, cata de vinos, tiro de “gotcha”, paseos por los viñedos o simplemente podías cantar con el mariachi o a bailar con el grupo de rumba. 

blog_vq_la_redomda_5Algo especial del lugar es que nunca pierdes de vista el viñedo como tal, siempre estando a un lado tuyo, por lo que la vista siempre es maravillosa.

En general, la Fiesta estuvo muy divertida, la comida riquísima y el marco genial por lo que realmente recomendamos estar al pendiente de cuándo es la próxima. Pensamos firmemente que los viñedos queretanos están a la altura de los del norte del país y del resto del mundo. Acércate a ellos, no te arrepentirás.


 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s